Make your own free website on Tripod.com

libertarixs.jpg

Wal Mart

Wal-Mart La Trasnacional de la Pobreza

En México controla ya al menos el 54% del mercado total. Sin embargo, para el gobierno estatal y para la mayoría del pueblo esto es símbolo de desarrollo pero basta repasar el papel que la trasnacional más grande del mundo ha jugado en la economía global para darse una idea del impacto que generará en los pueblos y comunidades.

207-6-1

Wal-Mart ha llegado a Chiapas bajo el nombre de las empresas que ha comprado como Sam’s Club, Bodegas Gigante o Bodegas Aurrerá, y con ello los ecos del subdesarrollo, la explotación y la pobreza que genera. Pero también la trasnacional es dueña de las tiendas Superama y Suburbia y de los restaurantes Vips, El Portón y Ragazzi. En México controla ya al menos el 54% del mercado total. Sin embargo, para el gobierno estatal como para la mayoría de la opinión pública esto es símbolo de desarrollo en una entidad que se debate entre la migración y la pobreza que la impulsa. Con Wal-Mart en Chiapas la pobreza se acrecienta y ahora que pretende instalarse en la ciudad de Comitán las consecuencias serán graves para el campo y el comercio local. Basta repasar el papel que la trasnacional más grande del mundo ha jugado en la economía global para darse una idea del impacto que generará en los pueblos y comunidades, y especialmente en una región indígena, migrante y llena de pequeñas empresas locales de comercio fronterizo.

El Monstruo Trasnacional.

Wal-Mart abrió por primera vez en 1962 en Rogers, Arkansas. En 1991 entró en el mercado internacional abriendo su primera tienda en México. Actualmente mal emplea a más de 1.5 millones de personas en todo el mundo. Se calcula que alrededor de 70 millones de personas realizan sus compras en Wal-Mart cada semana y otras fuentes confirman que son 20 millones de clientes que visitan sus tiendas diariamente. Tan sólo en un día de 2002 sus ventas totales superaron el Producto Nacional Bruto (PNB) de 36 países. En el 2003 generó 244.5 mil millones de dólares en ventas y es 3.5 veces más grande que su competidor más cercano. Al año siguiente sus ventas fueron por 256.000 millones de dólares (equivalente al 50% del gasto militar de Estados Unidos en el último año). Fuera de los Estados Unidos vendió en el último año 47,5 mil millones de dólares. Wal-Mart abre una nueva tienda cada 42 horas. Al ritmo en que debora el mercado se calcula que para el año 2010 podrá doblar su tamaño. Sin embargo, otras fuentes consultadas aseguran que Wal-Mart genera 600 mil desempleos por la apertura de 70 tiendas al año, lo que afecta a pequeños y medianos comerciantes ubicados alrededor de sus tiendas. Sin embargo, según WalmartWatch, por cada dos empleos precarios que genera, provoca tres desempleos en la zona donde se instala.

En Estados Unidos emplea a 1.2 millones de personas en 3,500 tiendas. Su expansión es avasalladora y anunció la “continuación la proliferación agresiva de sus unidades durante el ejercicio económico comenzado el 1 de febrero de 2004”. En Estados Unidos pretende abrir muy pronto 55 nuevas tiendas de descuento, 230 nuevos mercados Super Centros, 30 nuevos mercados de barrio y 40 nuevos clubes SAM’s. Para John Menzer, presidente de la división internacional de Wal-Mart: “País por país, el mundo está descubriendo el gran valor de hacer sus compras en Wal-Mart”. Menzer advierte que Wal-Mart se está convirtiendo en una marca de fábrica global como McDonald’s o Coca Cola. Se calcula que antes del 2010 podría contar hasta con 6,000 almacenes Wal-Mart fuera de Estados Unidos.

En México Wal-Mart inaugura una tienda cada 5 días, contando actualmente con 764 tiendas aunque otras fuentes afirman que son 641. Se presume que para finales de 2005 tendrá 834 tiendas funcionando. Wal-Mart Internacional calcula abrir hasta 140 nuevas unidades en los mercados existentes. En marzo de 2004, el Wal-Mart de Brasil anunció la compra de la cadena de tiendas Bompreco que cuenta con 118 unidades (hipermercados, supermercados y mini mercados). Según otras fuentes consultadas, en abril 2004 Wal-Mart contaba un total de 1,494 unidades en los siguientes países: México (641), Puerto Rico (53), Canadá (236), Argentina (11), Brasil (144), China (35), Corea del Sur (15), Alemania (92) y Reino Unido (267).

Wal-Mart en el Concierto de las Corporaciones-Nación.

Aunque es la trasnacional que más dinero mueve en todo el mundo, Wal-Mart ocupa el cuarto lugar en América Latina y el Caribe con ventas que llegan a los 10 mil 676 millones de dólares luego de la española Telefónica, la estadounidense General Motors (cuyo capital es mayor al PIB de Australia), y la productora de autopartes Delphi que en el norte de México sus trabajadores han mantenido una lucha fuerte contra la empresa por las pésimas condiciones laborales en las que mantienen a hombres y mujeres que trabajan en sus maquiladoras. Según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) a Wal-Mart le siguen las alemanas automotrices Volkswagen y DaimlerChrysler; luego la estadunidense Ford, la petrolera española Repsol YPF, la coreana del ramo de la electrónica Samsung y la japonesa Nissan. En conjunto, de acuerdo con información de la Cepal, las 10 mayores trasnacionales que operan en América Latina generan ventas anuales por 115 mil 805 millones de dólares que equivalen al 18% del Producto Interno Bruto (PIB) de México.

De las 100 principales economías que existen en el mundo, 51 son corporaciones y 49 corresponden a países. Las corporaciones trasnacionales controlan el 70% del comercio mundial. Si Wal-Mart fuera un país independiente, sería el octavo socio comercial de China. Su influencia en los países es tan grande que puede incidir económica y políticamente en ellos. Wal-Mart ocupa el lugar 19 de las 100 mayores economías del planeta, superando a Suecia, Noruega y Arabia Saudita. Es la mayor compañía de ventas directas al consumidor en Estados Unidos, Canadá y México.

Esta es la dinámica de las grandes corporaciones que se van fusionando, arrasando con todo a su paso y van dando pie al siguiente modelo económico y último del capitalismo agonizante: las empresas-nación. Estas transnacionales que tienen sus propios presupuestos, sus propias políticas laborales, salariales y de salud por todo el mundo. Mantienen sus relaciones diplomáticas con diversos gobiernos. Desarrollan sus propios valores, identidad, cultura, uniforme, formas de pensar y vivir, hasta sus propios himnos que los trabajadores deben cantar y clubs y asociaciones familiares para reproducir esos valores. Pueden mover sus capitales y hasta trabajadores especialistas por cualquier frontera. Cuentan con más presupuesto que cualquier otra nación del planeta. Cuentan también con su propia seguridad, su propia infraestructura y territorio controlado. También pueden contar con el acceso seguro a los servicios públicos e incluso a sus plantas generadoras de energía eléctrica.

La Violación de los Derrechos Laborales al Estilo Wal-Mart.

Por lo general el sueldo de un empleado en los Estados Unidos es de $8 dólares la hora para una semana de 26 horas de trabajo. Pero con lo que Wal-Mart cobra por servicios médicos (voluntarios) absorve casi 75% del sueldo del trabajador. En cambio un empleado sindicalizado de un supermercado de San Francisco en Estados Unidos gana un promedio de 42,552 dólares anuales que se ven afectados con la llegada de nuevas tiendas Wal-Mart. Aunque más de las dos terceras partes de los empleados de Wal-Mart son mujeres, menos del 10% tienen cargos de gerentes que era el promedio de una empresa en el año 1975. De hecho hay una demanda en los Estados Unidos contra Wal-Mart por discriminación sexual, pero también existen demandas por desigualdad salarial; o por contratar inmigrantes mexicanos sin seguro social y sin pagarles horas extras. En marzo de este año, aunque no admitió un acto ilegal, Wal-Mart pagó una multa de 13 millones de dólares por tener cientos de empleados latinos (sobre todo Mexicanos) no documentados, trabajando bajo condiciones semiesclavos (haciendo tareas de limpieza cuando las tiendas estaban cerradas, por sueldos menores a la mitad del salario mínimo).

Desde 1995 la trasnacional ha enfrentado en Estados Unidos más de 70 procesos legales por actividades antisindicales, así como múltiples procesos de otro tipo incluyendo multas de más de 120 mil dólares en tres estados por destruir y ocultar evidencias en casos de demandas de clientes contra la empresa. En otro caso, tuvo que pagar 18 millones de dólares por falsificar evidencias sobre una mujer que falleció en el estacionamiento de una de sus tiendas. En el 2003 la revista The New York Times declaró en un editorial que la "wal-martización de la fuerza laboral amenaza con empujar a miles de estadunidenses a la pobreza". En febrero de 2004 George Miller, congresista de Estados Unidos, dio a conocer un informe sobre Wal-Mart donde se documentaban abusos incluso de utilizar fuerza de trabajo infantil.

La nueva organización WalmartWatch informó en una inserción pagada en The New York Times que los contribuyentes pierden 1,600 millones de dólares que el gobierno designa a la asistencia pública porque la corporación no provee a sus empleados salarios adecuados y beneficios. También Wal-Mart es acusado de abusar del trabajo infantil y sin descanso, en horas de clase escolares, sin tiempos para almuerzo y sin pago de horas extras. A otros trabajadores, luego de cerrar la tienda a las 11 de la noche y sin descansos, deben quedarse a limpiar la tienda y salen luego de la media noche sin gozar de pago de horas extras. En Estados Unidos la mitad de los empleados de Wal-Mart tienen tan precarios salarios que entran en el rango del programa federal de estampillas alimentarias que tienen como finalidad apoyar a las personas de bajos recursos o desempleados. Los empleados de Wal-Mart en el estado de Washington componen la gran mayoría de los asistentes para programas de personas de bajo ingresos. Curiosamente, California reportó un aumento de 24% de crecimiento de la delincuencia después de la llegada de Wal-Mart..

En México, según el Frente Nacional contra Wal-Mart, la trasnacional no paga horas extras a sus trabajadores; los salarios son de miseria; no otorga cobertura social para sus empleados y no tiene sindicato dentro de su empresa. 'Uni-Comerce', el sindicato global de los trabajadores del comercio, caracterizó a Wal-Mart como “una compañía obsesivamente anti-sindicatos, en el país y en el extranjero”. Por tanto, la instalación de las tiendas Wal-Mart acarrea salarios de miseria y desempleos locales por el cierre de miles de comercios a su alrededor.

Según la investigadora Silvia Ribeiro, entre muchos otros "premios", Wal-Mart fue nombrado en 2000 “Taller de sudor del año” por Maquila Solidarity Network de Canadá. En 2003, la Organización Nacional de Mujeres de Estados Unidos (NOW, por sus siglas en inglés), la nombró "mercader de la vergüenza" por sus políticas de discriminación sexual contra empleadas. Equal Rights Advocates, Impact Fund y Public Justice Center iniciaron una demanda legal a nombre de 700 mil demandantes contra Wal-Mart por discriminación sexual, que sería la mayor demanda de la historia contra una empresa privada. Según el Wal-Mart Watch, organización civil que publica denuncias de ciudadanos afectados por la empresa, los almacenes de la trasnacional han tenido múltiples impactos negativos en las comunidades donde se establecieron. Por ejemplo, por cada dos empleos creados por esa empresa se han destruido en promedio tres trabajos que ya existían en la comunidad.

Las Violaciones de Wal-Mart Sobre el Uso del Suelo.

Las violaciones de Wal-Mart rebasan el ámbito laboral. En México intentó violar el uso del suelo en el Club de Golf “La Hacienda”, donde es residencial; violó el uso de suelo en Teotihuacán, que es agrícola; violó el uso de suelo en el Fraccionamiento Vistahermosa en Cuernavaca, Morelos, donde es residencial; violó el uso de suelo en Tepeapulco, en el Estado de Hidalgo donde es agrícola; violó el uso de suelo en Tecamachalco, Puebla donde es agrícola; intenta violar el uso de suelo en Amecameca, Estado de México donde es industrial; intentó violar el uso de suelo en Mérida, Yucatán, donde es residencial; violó en Acapulco, Guerrero, y en Ixtapaluca, Estado de México, las leyes Ecológicas por la tala excesiva de árboles centenarios. Además es acusado de deteriorar y destruir los centros históricos como Teotihuacán, Amecameca, Pátzcuaro y Puebla. Este concepto de centro comercial americanizado pretende arrasar con toda cultura que se ponga enfrente.

Para los ecologistas esto no termina ahí. Según algunos estudios, una tienda Wal-Mart común y corriente atrae 3,315 carros al día. Pero un super centro de 250,000 pies cuadrados con un estacionamiento de 16 acres genera 413,000 galones de escurrimiento por cada pulgada de lluvia lo que implica que anualmente ese estacionamientos generen 240 libras de nitrógeno, 32 libras de fósforo y 5 libras de zinc para los arroyos locales, además de crear “islas calientes”. Para otros opositores de Wal-Mart la crítica se centra en la contaminación estética de sus tiendas cuando pretende instalarse en ciudades coloniales e indígenas como en la ciudad michoacana de Pátzcuaro, o en regiones arqueológicas como Teotihuacán. Así, con Wal-Mart pierden las comunidades, los consumidores, los trabajadores y el medio ambiente mientras la concentración de la riqueza aumenta y a la par la pobreza.

La Estrategia Empobrecedora de Wal-Mart.

Wal-Mart pretende el monopolio logrando la mejor ventaja comparativa a otras empresas. Esta ventaja la construye combinando una competencia del mercado

207-6-2

con bajos precios; precarias condiciones laborales; quiebra de pequeños y medianos comerciantes y productores locales; evasión fiscal simulando las ventas al extranjero para evitar el pago del IVA; y apretando autoritaria y despiadadamente a sus proveedores hasta dejarlos en la ruina con el uso de varios mecanismos como imponerles el precio, pagarles luego de 90 días, exigirles una cuota alta de productos que poco pueden sostener, cobrarles las pérdidas de productos rotos, o imponerles cuotas especiales para publicidad y apertura de nuevas tiendas. Otra estrategia de Wal-Mart es el uso de los tratados de libre comercio que ofrezcan los aranceles más bajos. Según WalmartWatch, cerca del 70% de los artículos que vende Wal-Mart provienen de China y según datos del Instituto de Política Económica, Estados Unidos ha perdido cerca de un millón de empleos desde los años 90 debido a las importaciones desde China que practican numerosas empresas, de las cuales Wal-Mart representa cerca del 10% del volumen total. Por ello, cuando Wal-Mart llega a una pequeña ciudad como será el caso de Bodegas Aurrerá en la ciudad chiapaneca de Comitán, crea un fuerte desplazamiento de la actividad económica, laboral y fiscal.

Wal-Mart, después que se ha desplazado/acabado todo las tiendas y empresas independientes y locales (farmacias, ropa, alimentos, ferretería, etc.), comienza a cerrar las que ha comprado consolidando el mercado y obligando a la gente a comprar en el Super Centro. Luego, Wal-Mart no hace nada con las tiendas, las deja vacías como las 371 cerradas en Estados Unidos, o las rentan, pero su contrato estipula que quien la renta no pueda utilizarla en un giro que compita con los productos que Wal-Mart vende en sus tiendas (farmacias, tiendas de ropa, alimentos, etc.). Además de este impacto local, Wal-Mart se ve beneficiado al no pagar algunos impuestos y otros incentivos fiscales o facilidades de infraestructura que un gobierno federal, estatal o municipal le ofrece con tal de que “invierta en el progreso de la región”. En Estados Unidos, las farmacias de Wal-Mart (muchas veces las únicas farmacias por kilómetros) está negando a mujeres, solteras y casadas, surtir su receta de anticonceptivos por razones religiosas, pero sin ninguna justificación legal.

Al entrar a una ciudad Wal-Mart nunca se abre directamente al público. Primero usa otras estrategias. Compra una empresa que esté operando localmente y con éxito y va tomando poco a poco el control. Luego las cierra. Elimina a un gran competidor y gana presencia incluso con el ejército de empleados y su masiva publicidad local. Asume también el control de las existencias de mercancías almacenadas y no abre nuevas líneas. Al Norman, quien es en Estados Unidos un fuerte líder en el movimiento anti Wal-Mart, señaló que “lo hecho en México es muy instructivo: ese país fue un campo de experimentación para el método de operación. Adquirieron básicamente almacenes ya existentes, se movieron a través de todo México y ésa se convirtió en la práctica aplicada en otros países, como el Reino Unido, Alemania y Japón. Compró operaciones ya existentes, como para salir sin un rasguño”. En el Reino Unido, Wal-Mart compró la cadena Asda tuvo un efecto devastador. Joanna Blythman, una periodista especializada en alimentos, en su libro “Haciendo compras: El poderoso golpe a los supermercados británicos”, publicado en mayo de 2004, afirma: “Aprendí que los supermercados británicos ahora bailan al compás de Asda, nuestra segunda cadena más grande. Desde 1999, cuando tomó el control el minorista más grande del mundo, la cadena Wal-Mart de Estados Unidos, la estrategia de Asda de 'cada día precios más bajos' desató una guerra de precios en los supermercados, donde resultan perjudicadas las cadenas sin fuerza en su poder de compra. Para mantenerse vivas con Asda, nuestras principales cadenas del Reino Unido deben ser siempre más despiadadas en la manera en que funcionan o bien, se arriesgan a perder su lugar en la cima entre las superpotencias del supermercado”.

Wal-Mart también amenaza a las pequeñas tiendas de países donde incluso ni siquiera funciona. Exprimen a los proveedores urbanos y rurales. Sus tiendas se abastecen con proveedores más baratos provenientes de otros países y no de los productores locales, donde los salarios son bajos y no se respetan los derechos humanos ni los estándares medio ambientales. Se calcula que en el Reino Unido semanalmente cierran 50 tiendas especializadas (carnicerías o panaderías), e incluso algunos granjeros se han suicidado por la crisis que se ha generado en sus economías.

En 1998, el gobierno irlandés decidió regular el tamaño de sus almacenes pese a la presión que ejerce sobre funcionarios oficiales gubernamentales para agrandar el tamaño de sus tiendotas. Por otro lado, muchos productos que vende Wal-Mart en sus tiendas están a punto de caducar o su calidad es baja o de deshecho. La carne es de mala calidad y se exporta congelada por muchos meses desde los Estados, que no han pasado las pruebas sanitarias adecuadas o llenas de hormonas transgénicas para el ganado. El Diario Reforma en México realizó un estudio en el 2003 analizando las muestras de carne de res, puerco y pollo que entra vía Wal-Mart, Sam´s, etc. Muchas de ellas salieron positivo con E. Coli, Salmonela, y además fueron congelados por más de 9 meses.

David Anderson, profesor asociado de Centre College en Danville, Kentucky, afirma que “los precios artificialmente bajos no mejoran el nivel de vida social, lo único que hacen es que se consuma más de lo necesario comprando artículos que no hacen falta, que se adquieren sólo porque son baratos y porque los apoya la maquinaria de la industria publicitaria de 1,000 millones de dólares anuales.” Anderson agrega que la reducción en los precios tiene un costo en explotación laboral y medioambiental de los países exportadores, de cuyas menores regulaciones se aprovechan empresas como Wal-Mart. En el caso de México, el Frente Nacional contra Wal-Mart acusa a la empresa de “actitudes gangsteriles y hamponas a través del Sr. Raúl Argüelles Díaz González, Vicepresidente de Asuntos Corporativos, ya que amenaza con meter a la cárcel a las personas que se opongan a la construcción de sus tiendas con la complicidad de autoridades corruptas además de levantar actas penales, hasta amenazas de muerte a los opositores.” El Frente afirma que al “Ing. Eduardo Castro Wright, Director General de Wal-Mart en México, de nacionalidad ecuatoriana le solicitamos su orientación para que le informe a la opinión pública sus arreglos fuera de la Ley por defraudación fiscal, violaciones al uso de suelo, leyes ecológicas y las normas de vialidad a nivel nacional.”

Las Luchas Contra Wal-Mart

1) El gobierno del Estado de México otorgó el permiso a Wal-Mart para instalar una tienda en el perímetro C de restricción de la zona arqueológica de Teotihuacán. En el 2004 el Frente Cívico en Defensa del Valle de Teotihuacán intensificó las protestas: ''No nos vencerán, ahora hacemos un llamado a la población del país y de los diversos países para realizar un boicot contra Wal-Mart. Las autoridades nos han engañado, el gobernador es un mentiroso porque dijo que reubicaría el centro comercial. Ahora más que nunca nuestro movimiento seguirá'', dijo, Emmanuel D'Herrera, uno de los tres activistas que se mantienen en huelga de hambre. El 18 de enero de 2005 el Frente Nacional contra Wal-Mart anunció su constitución. realizó una conferencia de prensa para dar a conocer la constitución del frente.

2) En el Estado de México el Club de Golf “La Hacienda” logró que los colonos, los comerciantes de San Mateo Tecoloapan, la sociedad civil y las autoridades rechazaran la instalación de una tienda comercial Wal-Mart dentro del fraccionamiento en un terreno en el que intentaba violar el uso de suelo residencial.

3) En la ciudad de Mérida, en la Península mexicana de Yucatán, los colonos del Fraccionamiento Monterreal y las autoridades municipales rechazaron la instalación de un Centro Comercial Wal-Mart en un área de 116.000 m2 intentando violar el uso del suelo. Los colonos ganaron todos los procesos jurídicos en contra de la empresa; a pesar de que ya se había iniciado la construcción de su Centro Comercial.

4) En la ciudad de Pátzcuaro, Michoacán, se intensificaron las protestas contra la multinacional Wal-Mart a inicios del 2005. Las protestas de la ciudadanía señalaron que el estado de Michoacán recibe más millones de dólares por concepto de remesas de sus migrantes en los Estados Unidos que cualquier otra entidad mexicana. En el 2004 enviaron 2 mil 200 millones de dólares que presumiblemente Wal-Mart pretende cooptar en la región.

5) En Estados Unidos se han rechazado 248 proyectos en contra de Wal-Mart hasta esta fecha. La oposición a Wal-Mart en ultramar surgió desde los sindicatos (por los bajos salarios), de los reguladores locales (por la rapacidad en los precios) y desde las pequeñas empresas que han quebrado. Actualmente trabajadores de 'United Food' y 'Commercial Workers (UFCW)' tiene una demanda en su contra por no permitir la sindicalización. En Pineville, Carolina del Norte, se rechazaron dos tiendas Wal-Mart después que investigaran que los impuestos de propiedad generados no cubrirán los sueldos de dos policías adicionales necesarios para servir los Super Centros. En un barrio de Los Angeles, California, se inició también una resistencia social de los barrios por la instalación de un nuevo centro comercial Wal-Mart.

Los hábitos de consumo crean, generan y dan vida y sustento a un modelo y sistema económicos. El consumo nos hace, nos forma, nos moldea; nos crea valores, costumbres y formas de vivir. No cabe duda de que somos lo que consumimos. Y tampoco cabe duda que otra trinchera de lucha no menos difícil contra el modelo neoliberal y el naciente modelo empresa-nación, será la guerra de los consumidores. Aunque podría ser el talón de Aquiles de las corporaciones, es uno de los asuntos más difíciles de ponerse de acuerdo o convencer. Al hablar de qué comes o qué compras y dónde, la guerra de discusiones y argumentos se desatan para justificar los hábitos de consumo. Quien de el paso a modificar estos hábitos, tendrá una consciencia política más allá de lo que uno se imagina.

Enter content here

Enter supporting content here